Alten Summer Party 2017

Hola a todas y todos:

Os vamos a contar un acontecimiento curioso. Hace unos días que llegó a esta Sección Sindical de CC.OO. la invitación a una fiesta (una tal “Summer Party”).

El próximo 30 de junio, en la sala Zielou, Alten va a organizar un “Evento de verano” (una “Summer Party”, tal y como la nombran en el cartel que adjuntamos). Imaginamos que la mayoría no habéis recibido un correo con la comunicación de la fiesta. Al menos nosotros, los miembros de esta Sección Sindical, no lo recibimos.

Para colaborar en la difusión del evento pusimos la invitación en nuestro tablón, el que está en la oficina. Pero viendo la reacción de cierta parte de la empresa (los carteles de la invitación desaparecían del tablón, los reponíamos, pero volvían a desaparecer) llegamos a la conclusión que esa fiesta era “secreta”. Alguien nos dijo que los carteles los retiraban personas, compañeros y compañeras, seguramente obligados por sus jefes y jefas. Sabed que no se puede retirar información de los tablones sindicales, que es un atentado contra la libertad sindical, motivo por el que la empresa ya fue condenada en sentencia firme.

¿Cuál es el motivo de tanta preocupación? Es evidente que esta “Summer Party” es sólo para unos pocos. A los demás nos toca obtener el silencio como respuesta a las preguntas más sencillas: ¿qué pasa con mi proyecto?, ¿por qué me han denegado las vacaciones?, ¿por qué me has descontado dinero de la nómina? ¿por qué llevo años sin una sola subida de sueldo? ¿por qué me quitáis la antigüedad del “A Cuenta de Convenio”?.

También nos toca aguantar que una empresa con buenos resultados económicos abuse del despido objetivo (el más barato) para garantizar el nivel de beneficios de sus dueños y repartir las migajas de éstos entre los directivos en forma de buenos coches y nóminas altas. ¿Y qué recibe el grueso de los empleados que, gracias a su trabajo, sacan adelante a la empresa?

A las y los invitados a la fiesta os decimos: no os dejéis engañar, quieren vuestro apoyo, vuestra adhesión, vuestra fidelidad sin fisuras a la empresa. A cambio, ¿qué obtenéis? ¿Jornadas interminables? ¿Un salario que casi nunca refleja vuestra preparación y esfuerzo? ¿No tener jornada intensiva? ¿Un despido fulminante cuando no seáis útiles o protestéis, aunque sea en voz baja? ¿Retirada de beneficios como los Tickets Restaurant al reducirse la jornada laboral? No os dejéis engañar con bagatelas, no sirven las palmaditas en la espalda. La próxima vez que os pongan excusas a la hora de subiros el sueldo, recordad que se han gastado en ésta y en otras fiestas secretas bastante más de lo que supondría esa subida.

Un saludo.

PD.: No nos van a callar. Seguiremos denunciando estas “medidas” incongruentes que no hacen sino enquistar el maltrato habitual a quienes trabajamos en Alten.

Por cierto, os invitamos a conocer la sala Zielou y empezar a intuir cuánto dinero va a desembolsar la empresa en esa fiesta. ‘El Tardeo más exclusivo de Madrid es de Premier High Club’ (sic).